cerrar cerrar

63 nuevos estudiantes serán apoyados por la Escuela Desarrollo de Talentos de la U. de Chile

14 de Marzo, 2017
Comunicaciones Fundación Colunga

La iniciativa de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile, que es apoyada por Fundación Colunga a través de su Fondo de Fortalecimiento, dio la bienvenida este 2017 a su quinta generación de estudiantes beneficiados con el programa.

En una emotiva ceremonia, la Escuela Desarrollo de Talentos dio inicio al año académico 2017, con la bienvenida de 63 nuevos estudiantes provenientes de diferentes liceos, institutos y colegios de Santiago.

La Escuela Desarrollo de Talentos (EDT) es una iniciativa de la Facultad de Economía y Negocios (FEN) de la Universidad de Chile, que busca identificar a jóvenes talentosos de establecimientos educacionales con alto índice de vulnerabilidad, para apoyarlos en un programa intenso durante su III y IV año, que les permita acceder y sobrellevar con excelencia todas las exigencias y desafíos de la universidad.

Desde el año 2015, la Escuela de Talentos ha sido apoyada por Fundación Colunga a través del Fondo de Fortalecimiento y actualmente la EDT tiene 120 alumnos en su programa.

Testimonios de los estudiantes

Cristopher, Francisca, Nicole, Paulette y Moisés

Paulette Flores, el año 2015 entró en la EDT y actualmente se encuentra estudiando Pedagogía en Educación Básica General en la Universidad de Chile. “La EDT es una familia que te apoya durante dos años para poder entrar en la universidad, es un preu que no es un preu, porque en lo que más te ayudan es a sentir la vida universitaria, te guían en los últimos años de liceo”.

Francisca López, está desde el 2014 en la Escuela de Talentos y ahora cursa primer año de Bachillerato en la facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile. “La EDT es una oportunidad, una oportunidad única que no se presenta todos los días, una familia. Te da valores, te da estudios, te da una alegría de venir a clases, te motiva a estudiar, te da las herramientas para poder surgir”.

Cristopher Bagensky entró el año pasado en la Escuela de Talentos y aún no sabe qué carrera quiere seguir. “Me he sentido más cómodo que estar en el liceo, porque aquí todas las personas se apoyan en conjunto y como una familia, siempre me motivan para llegar más allá de mis niveles. En los primeros meses me costó un poco administrar mis tiempos y después tomé el ritmo y fue más fácil, de hecho hay veces en que vengo tres o cuatro veces a la universidad”.

Nicole Aliaga entró el año 2014 a la Escuela de Talentos y ahora está estudiando en el  primer año de Bachillerato en la facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile. “La EDT es una experiencia que me llenó mucho como persona, fue difícil porque acá hay contenidos que en el colegio nunca las nombraron. Es un programa muy completo, nos llevaron al teatro, a conciertos, a muchas partes, también nos presentaron todas las otras carreras, pero acá también se crearon lazos indestructibles”.

Moisés Espinoza está en segundo año de Ingeniería Comercial en la Universidad de Chile, y pertenece a la primera generación de egresados de la EDT. “Sin la EDT no hubiese podido estudiar, ya que en el colegio que yo estudiaba, el promedio de PSU era de 450 puntos, entonces era imposible entrar a la U si sólo me preparaba para el liceo. Con el tiempo se ha ido perfeccionando la EDT y ahora soy tutor, a los estudiantes nuevos les aconsejo que se animen y que aunque vean una muralla muy grande no se rindan nunca”.  

Vea más sobre Escuela de Talentos en el Fondo de Fortalecimiento Colunga

 

Últimas noticias